Tombquest #2 Los guardianes del amuleto

¡Hola Ojeadores!
¡Empezamos la semana con nueva reseña! Y en este caso, os quiero enseñar la segunda parte de una saga que, aunque middle grade, tiene puntitos muy interesantes que logran tenerme en ascuas y que su lectura sea todo un gusto. Os estoy hablando de Tombquest 2: Los guardianes del amuleto de Michael Northrop. ¿Os apetece daros un baño entre las sinuosas arenas del desierto? ¿Sí? ¡Pues acompañadme, entonces! ;)

Título: Tombquest #2 Los guardianes del amuleto
Autor: Michael Northrop
Editorial: Puck 
Páginas: 192

Sinopsis
Hace un tiempo, la madre de Álex, una prestigiosa arqueóloga, lo arriesgó todo por salvar la vida de su hijo: recurrió a los peligrosísimos Hechizos Perdidos, del Libro de los Muertos egipcio. Ahora, ella ha desaparecido, cinco espeluznantes diablos del antiguo Egipto están volviendo a la vida y el terror alcanza la ciudad de Londres: lluvias de sangre, misteriosas desapariciones, tumbas abiertas en el cementerio de Highgate. 
Nadie sabe que está pasando. Nadie… salvo Álex y su amiga Ren, que en estos momentos están volando de Nueva York a Londres para enfrentarse a un nuevo Caminante de la Muerte. 
Solo Álex y Ren poseen la magia necesaria para detener al Caminante. Solo ellos pueden devolverlo a la oscuridad de la que procede. Aunque para ello tengan que bajar al mismísimo inframundo. 


Saga Tombquest

Hay libros que, sin saber cómo, te atrapan. No son especialmente novedosos, ni tienen grandes parafernalias o campañas brutales de marketing detrás de sus espaldas. Pero tienen algo mucho más importante: sencillez. Y sí, Tombquest tiene mucho (más bien todo) de fantástico, de brujería, de sucesos paranormales y luchas épicas. Pero también tiene ese puntito de realidad y humanidad que siempre me gusta leer en novelas de este estilo. 

Porque tal y como sucedía en la primera entrega, aunque son libros destinados a un público más joven, tiene muchos ingredientes, conversaciones o situaciones en las que los que ya somos un poco más mayores (un poquito, tampoco os vayáis a creer ;) vemos temas importantes para reflexionar. Desde lo que uno estaría dispuesto a hacer por su familia, pasando por las relaciones de amistad y dando un rodeo por el modo de afrontar la vida y las complicaciones. Tombquest es de esas novelas que quizás los adultos desechamos en ocasiones por prejuicios, por el "eso es literatura para niños" (que se lo digan a El Principito). Y me parece un tremendo error: las novelas no se juzgan por la edad a la que van dirigidas, sino por su mensaje y calidad literaria. Y Tombquest aprueba (y con nota) en ambos puntos.

En esta segunda entrega, Northrop no nos da tregua y nos zambulle casi sin dejarnos tomar aliento en las neblinosas, húmedas e intrigantes callejuelas londinenses. Y ésta es una de las cosas por las que me tiene encandilada la novela: su cambio constante de ubicación. Su autor nos ofrece la posibilidad de viajar de Estados Unidos a la metrópolis británica sin movernos del sillón, pero eso sí: el misterio egipcio y las constantes referencias a esa cultura que tanto adoro y tantos misterio alberga, no faltan en ningún momento.

Pero a diferencia de la primera entrega, un poco más pausada, en Los guardianes del amuleto, los protagonistas pasan a la acción y Northrop nos ofrece 190 páginas de misterio, acción y tramas un puntito más enrevesadas. La acción ya no solo se traslada de país, sino que los escenarios en los que van ocurriendo las peripecias de nuestros protagonistas son también de lo más variopinto: desde un aeropuerto internacional, hasta un lúgubre y tenebroso cementerio londinense. 

Y precisamente eso es lo que más me ha llamado la atención de la segunda entrega de Tombquest: ese salto de calidad haciendo de la obra algo más oscuro, denso como la melaza y menos infantil. En ningún momento se pierde la esencia de búsqueda, misterio y rompecabezas, pero los lazos que envuelven el pastel dejan de ser de un inocente color crema para tornarse en un brillante rojo sangre. Ocurren cosas, muchas, que creo rompen el tono infantil de la novela y lo elevan a un grado de madurez que aumenta el interés de la trama y la hace más profunda.

Por ello mismo, tal y como os comenté en la reseña de la primera parte, una de las cosas que como lectora agradezco, es la rapidez y concisión del autor para narrar los hechos. En muchísimas novelas la trama sigue y sigue, dando vueltas como pollo sin cabeza, para tener más páginas de relleno. En Tombquest podéis estar seguros de que no encontraréis absolutamente nada de eso: todo lo que aparece entre sus páginas es necesario, útil para la historia y muy ameno. Son novelas muy cortitas (no llega a las 200 páginas), así que son ideales como lectura para una sola tarde.

Pero los cambios no solamente se han producido a nivel narrativo, sino también en cuanto a personajes. Como os comenté en la anterior reseña, Álex es un protagonista atípico: padece una rara enfermedad que le limita su vida diaria. Y aunque en la primera parte me había gustado mucho como personaje, en la segunda entrega ha flaqueado un poco. Sigue siendo un personaje con fuerza arrolladora, pero creo que su actitud se vuelva bastante más agria, abusa de su capacidad de iniciativa y compromete en no pocas ocasiones con sus decisiones a todo el grupo.

En cambio, mientras que en la primera parte era Álex quien llevaba la voz cantante, en Los guardianes del amuleto le sobrepasa abiertamente Ren, su compañera de batalla. Mucho más reflexiva, acertada y con una capacidad de empatía grandísima hacia su amigo, es de ese tipo de secundarios que con sus actos se superponen a la "voz cantante" y consiguen que los lectores conectemos con ellos de forma inmediata. 

Aunque como punto de inflexión, su autor nos ha introducido un nuevo personaje que tiene toda la pinta de ser ya un fijo de la saga: el primo de Álex, Lucas. Aunque a priori parecía un personaje de relleno, a lo largo de la lectura va cogiendo fuerza y relevancia. No tiene el peso de Ren o Álex, pero creo que es el contrapunto humorístico necesario en toda la trama egipcia.

De todos modos, quiero destacar que el comportamiento errático de Álex ha permitido que se vea una mayor profundidad en los personajes. No son los típicos caracteres de literatura middle grade, perfectos y planos, sino que siente y padecen, pierden los papeles y hacen verdaderas estupideces. Como lectora, puedo estar o no de acuerdo con sus actos, pero agradezco enormemente que sus actitudes sean realistas, acordes a la edad de sus protagonistas, pese a que nos encontremos dentro de una trama fantástica. Ese tira y afloja entre Álex y Ren, esa disparidad de opiniones y confrontaciones, muestra muy claramente el hecho de que la amistad, aunque sea sincera, tiene sus momentos de altibajos y no es inquebrantable.

Por último, me gustaría hacer mernción a la edición de la novela. La saga Tombquest es de aquellas que destacan por el mimo y cariño que se le ha dedicado a su encuadernación y detalles. Desde la portada, pasando por las páginas interiores o los inicios de capítulos. Todo, absolutamente todo, está pensado para que el lector se sumerja en el antiguo Egipto, entre sus tenebrosos y oscuros misterios, de tal modo que cuando cierre la novela tenga que hacer un esfuerzo por saber dónde está realmente. 

En definitiva, Tombquest: los guardianes del amuleto es una novela middle grade que se afianza como una muy buena opción de lectura breve y entretenida. Con una historia bastante más oscura que su predecesora, manteniendo las dosis de acción, misterio y amistad, es de ese tipo de libros que no puedes perderte.

Puntuación: 4/5



Muchas gracias a Puck Editorial por el ejemplar

Ojolisto

6 comentarios:

  1. No leí el anterior pero tampoco es que me llame mucho así que en principio no pienso leerlo. Un besote :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Marya!
      Bueno, pues en otra ocasión será entonces ;)
      ¡A ver si para la próxima coincidimos un poquito más! ;)
      Un besote!

      Eliminar
  2. Hola, preciosa. Me alegra que te haya gustado, y también me alegra que le des cabida a lo middle grade, que sufre del mismo desprestigio que lo YA.
    Sin embargo, no creo que lea este en particular :/
    Un besotón!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Sof!
      Pues sí, nunca entenderé ese prejuicio tan grande hacia este tipo de novelas. ¿Qué más da el público al que vaya dirigido o lo temas que trate? Lo importante es la calidad de la obra. Si es buena, lo mismo da el tema que trate, desde magia hasta historia mundial. Lo que importa es el contenido y por eso mismo me gusta leer cosas distintas a lo habitual o al estilo que más me puede llamar la atención. Oye, así también se descubren cosas nuevas ;)
      Un besote!

      Eliminar
  3. Yo me lo apunto porque me encanta el antiguo Egipto, pero con tiempo que tengo mucho pendiente por el momento. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola María!
      Pues espero que lo disfrutes, está genial y se lee en un momento ;)
      Besotes!

      Eliminar

Instagram