Top Ten Tuesday #10: Cosillas que NO me gustan de los romances literarios

abril 19, 2016

¡Buenos días guapeton@s! Hoy toca un nuevo Top Ten Tuesday y lo voy a dedicar a las novelas románticas. Pero no a contar las bondades de ellas (que sí, que también las tienen) sino a explicaros aquellas cositas que no me acaban de convencer y que parece que se repiten como un bucle sin descanso en muchas novelas actualmente. Así que empezamos con el Top Ten de Cosillas que NO me gustan de los romances literarios.

1.- Oye Cupido, contrólate: Sí, es una petición en firme para que el chaval descanse un poco. Se le está yendo de las manos y ahora le da por tirar flechas a cualquiera que se mueva, andaros quietecitos por si las moscas. Está bien que haya romance en los libros, ¿pero es necesario que TODOS los libros tengan uno? Por regla general no me importa, pero si en algún momento aparece un raro espécimen en el que el amor no haga acto de presencia... pues tampoco pasa nada ¿no?

2.- El amor en un parpadeo, mi criatura mitológica preferida: Ahhh jovenzuelos... ¿Quién no ha sentido el amor en un instante? ¿Quién no se ha tirado a la jaula de los leones por alguien con el que no ha cruzado ni una mísera palabra?
...... ¿Hola?
....... ¿Hay alguien ahí?
......
Bueno, pues parece que no hay nadie. Vaya que mala suerte.
Entonces ¿por qué los protagonistas de los libros sienten parraques inmensos por el primer tío/a bueno/a que pasa por su lado? Ja, ríete de los casos que estudiaban Mulder y Scully: dejaros de ovnis y poneros a investigar el misterioso mundo de los instalove, eso sí que da miedito.

3.- Espejito, espejito ¿existe ser más bello en la Tierra?: Dios, no sé vosotros pero me produce un rechazo infinito esos romances/rollos/líos raros en los que los protagonistas están buenísimos y encima son listos y con gran corazón. Ante ello me cuestiono: ¿Son humanos? ¿Vienen de una realidad paralela? ¿Alguien me puede dar la receta? Al primer libro que lea en el que los protagonistas no tengan pelos sedosos, labios carnosos y tabletas de infarto, le hago un monumento. A ver si nos entra en la cabeza que gente de ese estilo es como las meigas. Haberlas haylas, pero vete tú a encontrar una. Pues eso.

4.- ¿No tienes argumento para tu novela? ¡Tira de corazoncitos y unicornios!: Es verdaderamente sorprendente la cantidad de novelas en las que el argumento es pobre y bastante simple y TOOOODO el relato gira entorno a los dimes y diretes de los protagonistas. Repito, el amor está muy bien y todos nos volvemos un poco estúpidos (o mucho), pero ¿es necesario que la trama sólo trate los líos de faldas de sus protagonistas? Me aburren soberanamente este tipo de libros, necesito que haya algo más detrás de ellos para que me atrapen y pueda continuar leyéndolos. No me vale el típico tira y afloja.

5.- Hay mucho loco suelto por ahí: Le intento poner buen humor a los puntos, ya lo sabéis, pero en este caso me pongo seria. Estoy cansada de este nuevo prototipo de personaje que o bien es un obsesivo-manipulador-controlador o bien tiene el rol de sumiso y tolera cualquier tipo de conducta. Hay que acabar desde ya con este tipo de relaciones tóxicas que no aportan nada a la lectura y que crean una idea tergiversada, oscura y nada recomendable de lo que es el amor verdadero.
¿Si te controla el móvil, tu forma de vestir o tus amigos es porque te quiere más? ¿Si le da un arranque de locura en mitad de un sitio público y te deja en ridículo con toda la mala idea es porque está pendiente de ti? Basta ya, por favor, que desafortunadamente hay gente que cree este tipo de historias como una demostración de amor y luego las reproduce en su vida real. Cero tolerancia a este tipo de novelas tan dañinas y tóxicas.

6.- Amores más enrevesados que despejar una ecuación:  ¡Oh por dios, ya basta! ¿No os cansan estas relaciones de Sí, No, Bueno, Quizás, Oh ya veremos chavalote = vivieron felices y con 300 hijos? ¿Acaso tienen sentido? ¿L@s protagonistas tienen problemas mentales? ¿Les falta un hervor? Llamadme sosa, pero jolín, no hay relación que se sostenga con tanto trajín, yo no me ando con tantos líos. Oh Cupido, estarás más aburrido que Spiderman en un descampado y te dedicas a sacar tu lado malévolo.

7.- Empalago modo ON: Ahhh, esas novelas en las que los personajes pasean entre arcoíris y nubes de algodón, el Sol es más luminoso, la Luna les sonríe y al aire huele a jazmín. Que tiemblen los monjes tibetanos, porque este tipo de protagonista es inmune a cualquier quebranto de su paz interior. Son los Rocky Balboa del ñoñerismo y el empalago supremo. Todos tenemos nuestros momentos tontorrones, pero este tipo de novelas supera mis niveles de azúcar en sangre.

8.- Tres son multitud: Ya sé que es lo típico, pero no por ello es menos odioso. He llegado a la angustiosa conclusión de que el virus Triángulo Amoroso está acechando a la vuelta de la esquina. Dios, tengo miedo de salir a la calle y encontrármelo de frente. No hay protagonista en la actualidad que no dude entre dos maromos: ¡Fulanito es rubio, alto y guapo, pero Menganito es muy simpático, resultón y es tan sensible! Oh, por amor de Dios, aclárate mujer. Está claro que puede darse el caso en la vida real, pero en la literatura este tipo de amores a tres bandas se dan en un montón de novelas. No cuela.

9.- "To Be or Not To Be": ¿Me querrá? ¿Le pareceré inteligente? ¿Se fijará en mis calcetines nuevos? Ríete tu del monólogo de Hamlet. Los que se meten los protagonistas son muchísimo más intensos. Son monólogos al límite, mucho más arriesgados que quitar un USB sin el modo seguro. Está bien eso de conocer lo que piensa el personaje pero ¿y a mi qué me importa lo que piensa en cada segundo de cada minuto de cada hora? Démosles intimidad. Si total, luego todo lo que piensa acaba callándoselo porque no tiene valor para decirlo o hacerlo. Qué pérdida de tiempo.

10.- Emulando a Instinto Básico: Otra tanda de novelas pesaditas hasta decir basta. En los últimos años no han parado de salir novelas raras, pero entre las que crean relaciones enfermizas como algo normal y las que se centran única y exclusivamente en el sexo... Bufff. Sobre éstas últimas simplemente tengo que decir que vale, entiendo que quieras poner alguna escena, pero por favor, que haya algo de consistencia en la historia, que se relacionen algo más entre sí y tengan un poquito de conversación. Nada más.

Y hasta aquí mi Top Ten semanal. ¿Coincidís en algún punto? ¿Añadiríais o quitaríais alguno? ¿Alguien ha vivido un instalove y ha vuelto para contarlo? ^^
¡Besotes!

Igual también te interesa...

26 comentarios

  1. No me gustan las novelas románticas, pero acabas de reunir lo que menos me guata de todo jajajaj
    Un besoo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sara!

      Jajajaja! A eso se le llama dar en el clavo! xD Yo tampoco soy muy fan de los amoríos en las novelas, pero si están bien llevados tienen su punto y pueden dar vidilla a la historia.
      Besos!

      Eliminar
  2. Jajajajajaja!! Es que me parto contigo. Cómo me han gustado los diez puntos y tu sentido del humor al tratarlos. Es verdad que hoy en día se publican una cantidad excesiva de novelas de amor con todos esos estereotipos que hacen más mal que bien y llega a cansar a los lectores más habituales. Si lees una de vez en cuando, vale. Pero si eres un lector compulsivo (como yo), acabas por hartarte.
    Estas entradas me encantan. ¡Sigue así!
    Besos ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Angelica!

      Aix eres un amor, de verdad, me alegro muchísimo de que te gusten este tipo de entradas!
      Totalmente de acuerdo en que leer un poco de esto vale, pero en exceso satura!
      Un besote! ^^

      Eliminar
  3. Jajaja me he reíd mucho y estoy muy de acuerdo contigo. Muchas veces se pasan y estoy muy de acuerdo en el punto cinco. No sé por qué se ha puesto de moda que el tío sea un controlador y a ella hasta le parezca romántico. En la vida real si pasase eso mandas al tío a la mierda jajaj. Muy muy buena tu entrada me ha encantado :)
    Nos leemos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Inefable!

      Muchas gracias! Oye, que sepáis que me hace una ilusión muy grande que os gusten las entradas ^^
      Sobre lo del punto 5... La verdad, no sé a quién se le ocurrió la brillante idea, pero vamos, se cubrió de gloria. Está claro de que en la vida real, por lo menos en mi caso, ya estaría yéndose a freír churros XD
      Un besote!

      Eliminar
  4. En serio, me parto de risa con tus entradas! Le pones su punto gracioso al asunto pero es que tienes toda la razón! Es increíble en lo que se han convertido los romances en los libros y lo mucho que se han alejado de la realidad...
    Me ha encantado, un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sardothien!

      Jejeje intento siempre hacer estas entradas en un tono más desenfadado, que siempre viene bien reírse un poco ^^
      Muy cierto que en la actualidad se ha tergiversado tanto el romance en este tipo de libros que ya no sabes si reír o llorar xD
      Un besazo!

      Eliminar
  5. Yo añadiría al título la palabra "juveniles", porque todos los tópicos que mencionas suelen estar presentes en ellas, pero son muy poco frecuentes en las novelas para adultos (gracias a los dioses). Por esta y otras razones es que yo casi nunca leo novela juvenil romántica, porque es un coñazo con tanto instalove, triángulo amoroso y diálogo de idiotas.

    Me preocupa especialmente el punto 5, porque el hecho de que sea tan frecuente hoy en día en los libros (juveniles, insisto) parece un indicador de que es algo que muchos jóvenes ven normal, y no debería ser así. Los autores deberían dejar de tratar de confundir a la gente haciendo que "control" y "amor" vayan de la mano.

    P.D: Y sí, en la vida real el instalove existe (y el instahate que deriva en love también), he vivido ambos y son muy divertidos mientras duran pero, como todo lo instantáneo, suelen desaparecer con la misma rapidez como aparecen (por eso son tan poco creíbles en los libros, porque se empeñan en hacer estable y duradero algo que surge de manera irracional y fortuíta).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Atenea!

      Respecto a lo que comentas de que esto ocurre solamente en los libros juveniles, no estoy del todo de acuerdo. A ver me explico.
      Es cierto que este tipo de cosas ocurren en los libros juveniles pero también me lo he encontrado en literatura adulta y es exactamente el mismo rollo.
      ¿Un ejemplo? 50 sombras de grey. Catalogado de adulto y es bastante peor que muchas novelas de carácter más juvenil. Y como ésta otras tantas. Por eso mismo coincido contigo en que en la novela juvenil vemos este tipo de cosas, pero en la "adulta" también hay casos (y bastantes) de ese estilo.

      Un saludo!

      Eliminar
    2. Ay, por favor, pero cómo me pones 50 Sombras de ejemplo ajjaja ¿no había un título peor? *se lleva las manos a la cara emulando "el grito"*. Ese libro solo puede ser ejemplo de cosas MALAS xD En la mayoría de literatura adulta "normal" y con calidad no son frecuentes estos clichés, salvo en géneros muy concretos, como el chick lit. Yo hablo de libros de fantasía épica, novela histórica, ciencia ficción, thriller... pocos he encontrado de esos que tengan romances tan chorras como los de la juvenil y muchos ni siquiera tienen (ni falta que hace). Un abrazo.

      Eliminar
    3. Menciono a 50 sombras porque se considera literatura adulta xD No me gusta y me parece un libro malo con ganas, pero es literatura catalogada como "adulta" y tiene este tipo de clichés. Y como este hay tropecientos, que siendo "adultos" son mucho peores que los juveniles. Respecto a los otros estilos de literatura que comentas, como histórico, thriller etc.. Son otro estilo ya desde un principio, y se centran en la trama y no en el romance, aunque lo traten de refilón. Este post desde luego iba dirigido hacia aquellas novelas que centran su esencia en el "amor", cosa que no ocurre en los anteriores géneros.
      Besos!

      Eliminar
    4. En ese caso la culpa es mía, porque entendí que la entrada de refería a los romances en literatura, pero no circunscritos al género romántico necesariamente. Pensaba que se trataba del romance dentro de cualquier género. Mea culpa.

      Eliminar
    5. Jajajaja! Vaya lío llevamos xD Me refería a la forma en la que se trata el tema en las novelas de género más bien romántico, lo explico al principio del post. Es cierto que el título de la entrada es más genérico y puede llevar a confusión. Así que estamos empatadas jajaja XD
      Un beso!

      Eliminar
  6. Yo odio cuando se crea una historia súper elaborada y con una premisa genial y que daría bastante juego y del que sacar mucho jugo...Y a la prota se le caen las bragas en el minuto 1, y el chico guapérrimo es lo único que importa a partir de entonces, sin importar el resto de la trama (Hola, Mara Dyer, te hablo a tí)
    En fin...
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juan Manuel!

      Totalmente de acuerdo contigo. Hay historias con verdadero potencial que al final acaban desaprovechadas por basarse sólo en estos temas.
      Y oye, en el caso de Mara Dyer, no sé, me falta el último por leer, pero a grandes rasgos me gustó bastante eh? Es cierto que el primer libro tiene ese tipo de momentos instalove pero bueno, la trama que hay detrás lo maquilla un poquito. No tengo mal recuerdo del libro, la verdad.
      Un beso!

      Eliminar
  7. jajajaja me he leído un montón con tu entrada, y no podría estar más de acuerdo contido oye xD además, en todos y cada uno de los puntos enumerados.
    Pero yo sigo a las mías, y mantengo q el problema no está en los libros, sino en quien los consume...si este tipo de literatura vende, habría q ir preguntándose el porqué y poniendo remedio. Q miedito da.

    Un abrazo guapa ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mahalta!

      ¡Oye, estamos conectadas entonces! ^^ Hay de todo en esta vida, y a mucha gente le gustan este tipo de tópicos pese a repetirse una y otra vez. Para gustos los colores ¿no?
      Muy de acuerdo contigo en que este tipo de literatura se publica con tanto bombo y platillo porque hay un consumidor que lo demanda. Desde luego el problema radica en los gustos y los valores que ahora parece que estén "de moda" ... Miedito, sí xD.

      Un besote! ^^

      Eliminar
  8. Me hiciste reír un montón. Coincidimos bastante, la verdad. Esas cosas, en la gran mayoría de las novelas YA, cansa MUCHO.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sofía!

      Son tópicos muy trillados y machacones, y la verdad es que por lo menos en mi caso... me aburren soberanamente xD

      Un besote! ^^

      Eliminar
  9. YA PENSABAS QUE NO IBA A VENIR A COMENTAR, EH.

    Pues no pude ayer, pero aquí estoy. No me pierdo un top 10 de los tuyos ni de lejos, ya lo sabes.

    Yo con los tópicos románticos no puedo, en serio XD No me gusta el instalove, ni los triángulos amorosos gratuitos, ni las tramas basadas única y exclusivamente en el romance, ni que los protas estén requetebuenos porque sí XD Por eso pensaba que, por ejemplo, Un beso en París no me iba a gustar: prota guapérrimo, instalove, triángulos amorosos y por supuesto el hecho de que llamándose "Un beso en París" parece estar centrada solamente en el amor. Pero no sé, la verdad es que la Perkins dotó a sus libros de más elementos muy interesantes y acabé enamorándome de esa trilogía a pesar de que tuviera varios tópicos que no me gustan. Supongo que nada es malo si está bien desarrollado, y en su caso, en mi opinión, están muy bien traídos.

    Me ha encantado la entrada, como de costumbre <3 ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Jajajaja!

      Ya me tenías con la mosca detrás de la oreja. ¿Cómo se te ocurre no venir a comentar mi Top Ten? Bueno, te lo voy a pasar por esta vez xD ^^

      No me he leído Un beso un París porque siempre he tenido la sensación de que será una lectura ñoña hasta más no poder. Si me dices que tampoco eres fan de este tipo de triángulos-rollos raros y el libro te ha gustado... Intentaré darle una oportunidad. No te prometo nada xD
      En lo que sí estoy de acuerdo contigo es que cualquier tema puede tratarse, pero eso sí, que tenga una consistencia y que se desarrolle de manera lógica.

      ¡Un besote!

      Eliminar
  10. ¡Hola Ojolisto! me declaro fan de tus "Top Ten", de verdad es ver que has publicado uno y se que me voy a reír en los próximos minutos. No podría haber reunido tantos tópicos y analizarlos tan bien y de un modo tan divertido como lo has hecho tú. Estoy deseando ver con que nos sorprendes la próxima vez :D
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapetona!

      De verdad. Ya lo he dicho arriba y sí, soy más pesada que una vaca en brazos, pero no os hacéis una idea de lo feliz que me hace el hecho de que os gusten las entradas. Eres un encanto ^^. A saber lo que se me ocurre la semana que viene. Miedo me da XD
      Besotes!

      Eliminar
  11. Llámame idiota, pero la frase que me ha rematado ha sido "mucho más arriesgados que quitar un USB sin el modo seguro". Oh, Dios... Yo lo hago. Soy una kamikaze... jajajaja

    Me has hecho reír con esta entrada. Creo que en las novelas románticas deben aparecer ciertos patrones, pero no tienen por qué ser siempre los mismos y en exceso. A veces quemamos las cosas, eso es un hecho. Es como una canción que te encanta y escuchas en bucle. Las primeras trescientas veces está bien, pero quizás la trescientos uno te provoque ganas de tirarte por el balcón.

    Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lorena!

      Jajajaja, pues ya somos dos en el club de los idiotas porque yo SIEMPRE lo quito sin el modo seguro jajajaja! Oye, nunca se me ha perdido nada, así que sigo viviendo al límite ^^

      Concuerdo contigo en que es lógico que haya patrones, pero todo en su justa medida. Como ya comenté arriba, se pueden tratar todos los temas, pero sin caer en el exceso y hacerse machacón y aburrido, porque como bien dices, al final te dan ganas de cerrar el libro y ponerte a otra cosa.

      Un besote!

      Eliminar

Subscribe